Blogia
El fin de los días grises

Mirando hacia delante

Casi ni me acordaba de que tenía un blog.

Hubo una época sin redes sociales en la cual podíamos dedicar nuestro tiempo libre a escribir.

Hoy en día somos cada vez más esclavos de internet.

Por ejemplo: anoche durante una hora o así un corte me dejó sin internet ni teléfono fijo.

Eso fue como si hace unos años me hubieran quitado el bocata de mortadela o el sandwich de nocilla para merendar. Ahora apenas tomo bocatas de mortadela, y los de nocilla prefiero limitarlos a los grandes encuentros con mis viejas amigas, pero siempre los recuerdo como imprescindibles en mi pasado.

Ahora mismo internet es imprescindible en mi presente. La distancia con la gente, -cada vez mayor, y no sólo por distancia física,- se ve recortada gracias a inventos como el Facebook, el Tuenti (del que no soy nada partidaria), y del Twitter. Cada uno de ellos ofrece una opción diferente de comunicación, sencilla, simple, breve, que se corresponde con los tiempos que vivimos, de escasas conversaciones y nula apertura de sentimientos.

Pero bueno, yo soy partidaria de todos estos avances. Lo fui del móvil cuando apareció, aunque muchos lo vieran como un elemento esclavizador y alienante; lo fui del messenger, del blog, y ahora de todo lo demás.

Porque lo importante es saber usar los medios, y aprovecharse de los avances tecnológicos, no poner muros a la evolución de la comunicación.

Porque vivo para comunicarme, de una u otra manera, y ahora me hago "escuchar" por más gente.

Porque así tengo cerca a todos los que necesito sentir a mi lado en momentos difíciles (y los de ahora lo son, aunque pongamos buena cara).

Y por todo ello mueestro mi máximo apoyo a las redes sociales, bien utilizadas y gestionadas por cada uno de nosotros. Si siempre y todos hubiésemos estado temerosos de la evolución seguiríamos viviendo en cavernas. Yo personalmente prefiero vivir en mi casa, al amparo de mi techo en una tarde-noche de nuevo lluviosa.

Me dijeron hace ya casi cinco años que aquí siempre brillaba el sol.
Hasta eso evoluciona...

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

becquer99 -

Esperaba mucho (iba a poner como agua de mayo, pero hasta yo me harto ya un poquito de lluvia) tu nueva subida, ya sabes que siempre has sido y serás un modelo bloguero para mí.

En esta ocasión estoy muy de acuerdo con lo que has escrito. Son indudables los pros y las ventajas de esta oleada de nuevas y extravagantes formas de comunicarnos, pero también conlleva muchas miserias, como olvidarnos del mundo real, cosa que también a mí me sucede con frecuencia.

Un fuerte abrazo, y en marzo nos vemos, sea de la forma que sea.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres