Blogia
El fin de los días grises

Volaré

Volaré Hay días en los que todo se tuerce de un modo escandaloso.
De repente ya sólo falta el más mínimo roce para que toda la maquinaria salte por los aires.
Ayer saltó. Ayer la bomba explotó. Lo importante es que los daños han sido mínimos, de hecho al final incluso puede que todo salga mejor de lo esperado. Una explosión controlada...
Ha llegado por fin R. Su viaje por Haití y la República Dominicana me ha tenido preocupada, y saber que ya están en Madrid me tranquiliza. Además, mi cambio de planes repentino hace que vayan a venirse conmigo este mediodía hacia el sur, les dejaré en Granada, y luego yo seguiré hacia Málaga. Me gusta la idea.
Por lo demás nada nuevo. Sigo buscando la llave para cambiar el rumbo de mi vida. Sé que necesito algo radical, la idea la tengo en la cabeza, ahora sólo falta que me lance. Debería subirme lo más alto posible, asomarme al borde, ver el mar, las montañas, la inmensidad; entender que la naturaleza nos domina, que nosotros no somos nada entre su grandeza, coger aire y dejarme caer, planear como un avión, volar como un pájaro y remontar el vuelo.
Volaré.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Mir -

Si tienes la idea en la cabeza, tienes mucho camino andado. Lanzarse cuesta, pero la mayoría de las veces, es lo mejor que podemos hacer, arriesgar. Seguro que vuelas muy alto

Helena -

Ya lo creo que volarás y más alto de lo que tú esperas...seguro...
Besos.Adios.

EnelCamino -

Disfruta de tu fin de semana en Málaga.
Qué suerte tienen algunas!
Besos
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres