Blogia
El fin de los días grises

No me importa lo que digan...

No me importa lo que digan...

... me encanta mi ciudad.

Madrid me maravilla, y me da absolutamente igual lo que venga a decirme nadie sobre sus defectos.

He vivido aquí 28 años, ¿de verdad alguien piensa que no sé perfectamente sus problemas e inconvenientes?

Os aseguro que los conozco, y por supuesto muchísimo mejor que cualquiera que viene de paso, que se empeñan en intentar convencerme de lo horrible que es Madrid.

Pues mejor si no os gusta, yo no os voy a convencer, ni ganas. Me la quedo para mí, y para todos los que al pasear por ella nos quedamos asombrados... y encantados.

Me encanta Madrid, y me entra la risa cuando alguien que sólo ha estado aquí un fin de semana me relata uno a uno todos los errores y trampas de mi ciudad. Pues vale, pues me alegro.

Yo me bajo en Atocha, yo me quedo en Madrid, tú sigue tu camino si quieres. A mí con esta pocilga -según algunos- me basta y me sobra (bueno, siempre que siga compartiéndola con la maravilla que es Málaga).

Olé por Madrid, y saludos a los que la odian. Y que sigan, jaja.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

Luis -

Por mucho que Helena diga que su ciudad es objetivamente de las más feas, hemos de reconocer que Málaga, desde un punto de vista estrictamente estético, tampoco es que sea la octava maravilla. Eso sí, creo que es un sitio estupendo para vivir.

En cuanto a Madrid, tengo que decir que, sintiéndolo mucho por Diana, a mí también me encanta. No soy un profundo conocedor de la capital patria, pero las veces que he tenido la suerte de visitarla me han dejado siempre una muy grata impresión. Cierto es que se suele decir que Madrid es una ciudad magnífica para pasar unos días, pero que no lo es tanto para vivir. Yo nunca he vivido allí, por lo que no puedo corroborar o rebatir tal afirmación, pero mi hermana lleva por aquellas tierras como 5 años y, una vez más sintiéndolo mucho por Diana, está encantada.

Y creo que Carlos (CLM) tampoco tiene queja.

Saludos a la Doble D. Espero que pronto podamos organizar alguna cosilla.

Miguelito -

Madrid es lo más parecido a una mujer.

Raquel -

¡¡¡¡De Madrid al cielo!!!

¿Qué quieres que te diga mi niña? Sabes perfectamente lo que pienso al respecto.

Un besazo enorme desde tu tierra

m -

me gusta mucho esa ciudad, aunque sea gris, aunque sea egoista, aunque me tenga una parte del cerebro llena de buenos recuerdos... pongamos que hablo de Madrid...
besos... recuerdo!

Helena -

A mí me pasa lo mismo con mi ciudad, siendo objetiva cualquiera puede decir que es las más feas que existen, y qué, es la mía... ¿cómo no la voy a querer?...

Dani, tampoco te pases... extrañable la M-30...;)

Un beso.

Daniel -

Yo de pequeñito (y no tan pequeñito) le tenía tirria a la ciudad de Madrid por el fútbol.

Pero es que es testigo de muchos de los mejores momentos de mi vida. Conciertos, partidos de fútbol, días fríos con olor a Navidad, bocata de calamares como refugio de los cuarenta grados de la calle, conocerte, conocernos, paseos donde me busqué y me encontré, pasos en los que crecí, aprendí y maduré, etc.

Tus amigos, mis amigos; tus momentos, mis momentos; Carol, Gonzalo, María, Bersuit, Bernabeu, el VIPS; el Alcampo, las caravanas, la entrañable M-30, Copas del Rey, pollo frito con almendras, Fuencarral, la Manolita, poloflan en el Retiro.

Eso es Madrid. Y eso, mi niña... es maravilloso.

:)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres